por Henar Fuentetaja

natracare.jpg

Desde 1989 la marca “natracare” ha venido desarrollando toda una gama de productos para la higiene íntima de la mujer. Sus productos comprenden un amplio abanico de posibilidades: tampones y compresas sanitarias, toallitas higiénicas íntimas, productos para madres que dan el pecho… Constituyen así una buena alternativa para todas aquellas mujeres que quieran productos naturales y “limpios”, libres de aditivos químicos, para su higiene más personal.

Los tampones son fabricados únicamente con algodón 100% orgánico y natural, certificado, sin organismos genéticamente modificados y completamente libre de blanqueadores con cloro. Tampoco tienen herbicidas, pesticidas ni residuos de dioxina (presentes en la fabricación de productos de pulpa de papel como tampones y compresas, dañinos tanto para el medio ambiente como para la salud de las mujeres), no contienen materiales sintécticos como el rayón, aglutinantes, plásticos, agentes tensio-activos, resinas ni fragancias. Todo esto, además de ser una elección más saludable para nuestro entorno, también lo es para las mujeres que sufren algún tipo de irritación o tienen algún tipo de alergia a los productos convencionales que están de venta en el mercado. En estudios que se han hecho al respecto se ha observado además que el uso de tampones 100% algodón puede reducir el riesgo del Síndrome de Choque Tóxico (TSS) en comparación con los tampones que contiene rayón, que al parecer sí pueden producir la peligrosa toxina del TSS provocada por la bacteria Staphilococcus aureus ( que si bien es una enfermedad poco común, es fatal). Aparte del envoltorio que los recubre (que en los tampones sin aplicador es de plástico) son 100% “orgánicos”. Podemos encontralos en diferentes absorciones con o sin aplicador. Su precio está en torno a los 4’10-4’70€ la caja de entre 16 y 20 unidades dependiendo del modelo y del establecimiento.

Las compresas son fabricadas con más de un 95% de materiales naturales , no contienen absorbentes poliacrílicos ni cubiertas plásticas que estén en contacto con la piel. Hay muchos y variados modelos para los diferentes usos y hay también protectores íntimos (protege-slips) con un revestimiento que permite la respiración. Prácticamente todos los modelos vienen empaquetados en cajas de cartón reciclado. Su precio está entre los 2’30-3’50€ dependiendo del modelo y el establecimiento.

Como curiosidad deciros que si viajáis a Alemania o al Reino Unido (“Natracare” es una marca registrada de “Bodywise”, una marca de Reino Unido) aprovechad para echar una ojeadita en los establecimientos de productos naturales, y de paso cargad vuestra cesta de la compra, ya que los precios son más bajos que aquí en España y merece la pena pues no es un producto perecedero ni que se estropee fácilmente. ¡¡Las diferencias pueden ser de entre 0,70 y 1,20€ para un mismo producto!!